Shadow

¿Para qué sirven los aditivos? Liqui Moly da su concepto

¿Para qué sirven los aditivos? Liqui Moly da su concepto. Todo proceso de combustión deja residuos que se alojan en inyectores y válvulas. Es ahí, donde los aditivos pueden ayudar a que su vehículo mejore.

¿Para qué sirven los aditivos? Liqui Moly da su concepto

¿Para qué sirven los aditivos?: Prevención

Estas fallas en el sistema de combustión, se pueden prevenir con medidas que mejoran el buen funcionamiento de estos y, sobre todo, un considerable ahorro en gastos de mantenimiento y en el consumo de la gasolina.

¿Para qué sirven los aditivos?: Fallas más comunes en el sistema de combustión

Es clave conocer las fallas más comunes en el sistema como: encontrar inyectores de gasolina sucios o tapados, lo que provoca deficiencias en la dosificación del combustible aumentando su consumo; además de las dificultades al acelerar el vehículo e incluso imposibilidad de moverlo.

Otra falla, es la aparición de carbonilla acumulada en las válvulas del motor y en la cámara de combustión que provocan pérdida de potencia, gases más contaminantes y humos negros.

Testimonio

“Esta carbonilla se va acumulando rápidamente en el motor y en las piezas involucradas en el proceso de combustión y evacuación creando obstrucciones, fallas difíciles de detectar, de resolver y muy a menudo costosas averías”, manifestó Jairo Garzón, director técnico de Liqui Moly

Más «defectos»

Siguiendo con las deficiencias, también está la presencia de filtros de gasolina tapados y piezas internas como reguladores de presión y bombas de gasolina descompuestas, debido a la presencia de oxidación interna y otras impurezas presentes en el combustible, sin dejar de lado que se pueden encontrar desperfectos en componentes encargados de eliminar sustancias nocivas al medio ambiente.

En conclusión, el sistema de combustible debe tener la presión siempre correcta, los filtros estar limpios y todos los demás elementos funcionando de forma correcta.

Soluciones

Una forma de prevenir fallas en el motor y de ahorrar dinero en motores que usan combustible a gasolina, es usar aditivos técnicos, ante los beneficios que otorgan como potenciar la combustión, tener un sistema limpio y la permanencia de la lubricación de los inyectores, así como con la inhibición de la corrosión del tren motriz.

Según Liqui-Moly, los aditivos se dividen en:

Aquellos aditivos técnicos encargados de la protección y la limpieza de los componentes vitales, como los inyectores, las válvulas y la cámara de combustión, los cuales incluso evitan la corrosión interna del sistema.

Están los aditivos técnicos que ayudan a mejorar y potenciar la gasolina, como es el caso Octane Plus y el Speed Tec, que ayuda a elevar el octanaje, o a mejorar molecularmente la gasolina respectivamente, ante la combinación de principios activos automezclantes, formulados según la última generación de tecnología de aditivos y combustibles.

Finalmente, el tercer grupo de aditivos se encarga de la protección del medio ambiente al limpiar y proteger el sistema del catalizador, al ser un estabilizante de la gasolina, evitando que esta se descomponga.

Todas las noticias de Acelerando ya se encuentran en Google News

Entre bielas y bujías

En el caso del Octane Plus de Liqui-Moly, si se tiene en cuenta que hoy en promedio llenar un tanque de 13,2 galones con gasolina extra cuesta aproximadamente $277.200, usando este tipo de productos (el cual aumenta el octanaje de la gasolina corriente) el ahorro por tanqueada puede llegar a ser de un 22%; en vehículos con mayor capacidad en el tanque, el ahorro puede ser superior.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Verificado por MonsterInsights